business

PRODUCTOS

public

COBERTURA

attach_money

PRECIOS

pie_chart

SEGMENTOS

post_add

BLOG

more_horiz

MÁS

T-MEC impulsará actividad industrial en el mediano y largo plazo

diciembre 3, 2019 | Artículo

El Tratado entre México, Estados Unidos y Canadá (T-MEC) traerá un mejor prospecto para la industria manufacturera en el país a mediano y largo plazo, aseguraron especialistas.

 

Alexis Milo, Economista en Jefe de HSBC, confió en que la actualización del tratado será ratificada por Estados Unidos antes de finalizar el año y se aceleraran los tiempos de inversión en el país.

 

El T-MEC modifica reglas de origen entre las que señala que la producción automotriz debe cumplir con un contenido regional de 75% para comercializarse; siete componentes principales del automóvil tienen que ser fabricados en la zona y 40% del costo del vehículo deberá provenir de plantas con salarios de 16 dólares por hora.

 

Estas modificaciones a las reglas de origen no sólo afectan a China, también a empresas europeas y fuera de Norteamérica.

 

“México se puede convertir en un puerto de entrada para Estados Unidos porque tiene que haber más contenido de manufactura hecha en América del Norte. Muchas empresas chinas invertirán en otros mercados para poder entrar a Estados Unidos y México es la primera opción”, dijo Milo en su participación en la Expo Negocios Inmobiliarios 2019.

 

Sergio Argüelles, CEO de Finsa, refirió que esta oportunidad puede ser fácilmente aprovechada, ya que el país ha evolucionado en temas de producción, calidad y servicios.

 

“México está preparado para recibir nuevas inversiones. La infraestructura inmobiliaria industrial es innovadora y sus mercados son sanos, hay porcentajes de un digito en temas de disponibilidad”, dijo Javier Lomelín, Managing Director de Colliers Internacional México.

 

Los riesgos

 

La guerra comercial entre Estados Unidos y China redujo las exportaciones, lo que provocó una caída en la industria manufacturera del país norteamericano y afectó a la mexicana. De continuar esta tensión, en el corto plazo seguirán los números negativos para el sector en ambos países.

 

Además, la desaceleración económica en Estados Unidos también repercutirá en la manufactura mexicana por una caída en la demanda de exportaciones.

 

Según el INEGI, en octubre de 2019, la industria automotriz mexicana tuvo la reducción en producción más grande desde 1989, ya que se armaron 311,150 vehículos, 16.3% menos que el mismo mes de 2018. Además, exportó 252,292 unidades, un desplome de 19.5% frente al mismo mes de 2018.

 

Esto porque Ford no produjo vehículos durante dicho mes y General Motors enfrentó una huelga en Estados Unidos, que obligó a parar la producción en México.

 

Pero el pronóstico es optimista para el mediano y largo plazo. “La desaceleración en la actividad manufacturera no será pronunciada porque se debe a temas transitorios, con el T-MEC, México se va a reposicionar y recuperar”, aseguró Milo.

Lo más reciente